El Centro Singular de Investigación en Química Biológica y Materiales Moleculares de Campus Vida inicia su actividad científica

  • El CIQUS es  uno de los centros del biocluster de I+D que conforman Campus Vida,  especializado en el campo de la Química Biológica y en el desarrollo de nuevos materiales funcionales
  • 35 investigadores seleccionados por una comisión de expertos internacionales lideran la actividad investigadora de este Centro

El Centro Singular de Investigación en Química Biológica y Materiales Moleculares (CIQUS) comienza su actividad científico – investigadora, después de la instalación y acondicionamiento de 22 laboratorios de investigación y 8 de apoyo e instrumentación. La producción científica está liderada por 35 investigadores principales, que fueron seleccionados por una comisión de expertos internacionales. En total, el personal del CIQUS asciende a 150 personas, entre investigadores senior y persoal en formación, cifra que en un futuro próximo se incrementará hasta los 200 investigadores.

El CIQUS es una de las seis grandes infraestruturas científicas que constituyen la Red de Centros Singulares del Campus de Excelencia Internacional – Campus Vida. Estos espacios de investigación están especializados en diferentes ámbitos de la I+D en ciencias y tecnologías de la vida, y actúan en un entorno cooperativo con facultades, hospitales y empresas con el objetivo de consolidar uno de los mejores  bioclusters del mundo.

Investigación por objetivos

En la Red de Centros Singulares de Investigación de Campus Vida destaca su modelo organizativo. En este sentido, la actividade se desarrollará en base a una planificación estratégica, con mecanismos de evaluación periódica por comisiones externas y financiación ligado al cumplimiento de objetivos.

“La puesta en marcha del Centro es una gran oportunidad para el desarrollo de proyectos interdisciplinares ambiciosos y para impulsar, de forma cualitativa, la calidad e impacto de la investigación química de la USC”, apunta Dolores Pérez, Directora Comisaria del CIQUS.

Pérez lamenta la difícil coyuntura económica en la que el Centro inicia su andadura, no obstante confía en la “calidad e y alto grado de compromiso de los investigadores implicados”. Destaca además que se deben impulsar iniciativas que permitan dar a conocer a la sociedad la relevancia de la investigación que se desarrolla en el CIQUS, que cuenta ya con “líneas de investigación muy activas” dirigidas “al diseño de nuevos mataeriales con propiedades de interés tecnológico y la síntesis de nuevos sistemas moleculares con aplicaciones biomédicas”.

Investigación de relevancia internacional
Los investigadores centrarán sus trabajos en las áreas de Química Biológica y Nuevos Materiales así como en otras disciplinas transversales de Química Estructural y Química Teórica y Computacional.

Francisco Rivadulla, ganador de una prestigiosa Starting Grant concedida por el European Research Council, va a desarrollar un proyecto de investigación en nanomateriales termoeléctricos. Dispositivos que permiten aumentar la eficiencia energética de multitud de procesos físicos “que tienen una importancia transversal en muchos ámbitos de la tecnología”, apunta Rivadulla. Para poder abordar este proyecto el CIQUS cuenta con equipos de crecimiento y caracterización de capas atómicas de espesores nanométricos, “únicos en Galicia”, subraya este investigador.

En el ámbito de la Química Biológica, se activaron líneas de investigación para desarrollar nuevos fármacos, diseño y síntesis de nuevos sistemas moleculares o la preparación de nanotubos con aplicaciones en el transporte molecular. El responsable de esta última línea de investigación, Juan Granja, colabora en un proyecto europeo junto con grupos de investigación y farmacéuticas de Alemania, Italia, Francia y Holanda. El objectivo es “desarrollar sistemas basados en nanotubos y nanopartículas magnéticas para seu uso en el tratamiento del cáncer”, según el profesor Granja.

Investigación transversal
Muchos de los proyectos del CIQUS se complementan con las investigaciones de otros centros de la Red de Centros Singulares de Campus Vida o de la Red de Centros Biosanitarios del Sistema Hospitalario Gallego. Así, una de las líneas de investigación de Ricardo Riguera y Eduardo Fernández Megía, ambos adscritos al CIQUS, sintetiza nuevas nanoestruturas poliméricas para aplicaciones biomédicas como transportadores de fármacos, proyecto que desarrollan en colaboración con los grupos de los profesores Mª José Alonso y Fernando Domínguez, adscritos al Centro de Investigación en Medicina Molecular y Enfermedades Crónicas (CIMUS).

Destacan también las colaboraciones iniciadas entre el equipo dirigido por los profesores José Luis Mascareñas y Eugenio Vázquez con distintos grupos del CIMUS y que se dirigen a la síntesis de sensores y marcadores fluorescentes para el estudio de distintos tumores y otros procesos biológicos. Según manifiestan los investigadores, estes proyectos colaborativos “encuentran un marco idóneo para su desarrollo en el entorno de Campus Vida”.Facebooktwitterlinkedinmail

Comments are closed.